Panellets de piñones

#Postres y dulces 23 octubre 2020

A pesar de que este año, nos está resultando un año raro, muy raro, seguiremos haciendo panellets aunque los tengamos de disfrutar en la intimidad...


Alexa...resset 2020 




Ingredientes:


Mazapán:


250 gr. de almendra (marcona), 200 gr. de azúcar, la piel de un limón (solo la parte blanca), 100 gr. de patata hervida (la herviremos con la piel) y fría, 15 gr. de agua.


El adobo de los piñones: 


200 gr. de piñones (aproximadamente), 1 huevo batido, 30 ml. Del almíbar de un bote de cerezas. 



Preparación: 


Pondremos al vaso el azúcar y la piel del limón y pulverizaremos 30 sg. Vel. 10. Retiraremos del vaso y reservaremos.


Posaremos al vaso las almendras y rallaremos 12 sg. vel. 6.


Incorporaremos el azúcar aromatizado reservado, el agua y la patata hervida. Mezclaremos 6 sg. velo. 6. Retiraremos el mazapán del vaso y la reservaremos en un recipiente hermético dentro de la nevera hasta el día siguiente.


También el día antes prepararemos el adobo, para hacerlo, en un bol batiremos el huevo junto con el almíbar y añadiremos los piñones. Reservaremos tapado a la nevera hasta el día siguiente.


El día siguiente, los piñones habrán absorbido los líquidos y estarán pegajosos, cosa que facilitará que los podamos enganchar a los panellets.


Estiraremos el mazapán en un rul·lo (podemos ayudarnos con azúcar glas como si fuera harina porque no se enganche en la mesa) y cortaremos en trocitos, los tenemos que hacer pequeños, puesto que los piñones se los dará volumen.



Pondremos las bolitas de mazapán dentro del bol de los piñones, los rodaremos y haciendo una ligera presión haremos que se enganchen. Iremos redondeándolos de nuevo, conseguiremos unos panellets más redonditos y vistosos.


Los colocaremos en una bandeja de horno presionándolos un poco para conseguir que no bailen por toda la bandeja.


Batiremos un huevo y pincelaremos la parte alta y los hornearemos unos minutos a 220° con el grill, solo hasta que esten dorados, pensar que no se tienen que cocinar, solo coger color.


Si cuando los sacamos del horno los volvemos a pintar con el huevo y el pincel muy escurrido conseguiremos aquel color más brillante.



Aunque nunca se me ha dado mal hacer que los piñones se queden quietecitos en los panellets, he de reconocer que este sistema que me ha recomendado un pastelero funciona muy bien. Lo único que me ha faltado y que me recomendaron tambien es añadir unas gotas de colorante color "amarillo huevo" al adobo de los piñones, esto hace que tengan ese color dorado característico de  los de pasteleria.


Me salieron unos 40 panellets, pero OJO!!! a mi con esta cantidad de piñones solo pude hacer poco mas de la mitad del mazapán, el resto lo solucioné haciendo bolitas y aprovechando las cerezas confitadas que tenemos habiertas!!! si es que hay solución para todo... bueno para casi todo...


Bon profit.